Todo comenzó por un… Diálogo

Dialogue surgió del puro deseo de ayudar a las personas a comunicarse y a realizar negocios en distintos idiomas, por lo que en 1994 fue fundada por Rob y Nicola en Swindon (Inglaterra). El nombre «Dialogue» surgió tras una reunión de amigos y familiares en un pub de la localidad en la que se rompieron la cabeza hasta dar con una palabra que representase a la compañía: la comunicación bidireccional que marca todo lo que hacemos.

Desde que empezamos a trabajar con Renault, nuestro primer cliente, nos expandimos para ofrecer servicios a clientes de todo el mundo, abrimos divisiones nuevas para abarcar las demandas crecientes de los clientes: traducción, orientación cultural, voces superpuestas, etc. En 2007, Cathy se incorporó para encargarse de la sección de traducción de la empresa y el resto ya es historia. El hecho de que el crecimiento que hemos registrado durante más de 20 años se deba principalmente a las recomendaciones orales demuestra nuestro logro fundamental del que nos sentimos orgullosos: proporcionamos un trabajo excepcional a nuestros clientes, ellos nos recomiendan y eso nos satisface plenamente. Unas palabras de los propietarios…


Rob Shimwell

RESPONSABLE DE FORMACIÓN

Durante años, había ayudado a que los empresarios se comunicasen mejor y obtuviesen mejores resultados en el trabajo hasta que mi esposa me preguntó: «¿Y por qué no lo hacemos por nuestra cuenta?». ¡Y estaba a nuestro alcance! Al contar con Renault, nuestro primer cliente, pudimos expandirnos rápidamente desde Swindon (Inglaterra) y convertirnos en una compañía nacional dedicada a la formación de idiomas… desde entonces no hemos echado la vista atrás. Aunque ofrezcamos servicios a nivel internacional, todavía se me pone la piel de gallina cada vez que mis alumnos «captan algo». Mi pasión verdadera es la enseñanza. Estoy rodeado de un equipo que garantiza que lleguemos al lugar correcto en el momento adecuado, y nada de esto sería posible sin él.


Nicola Shimwell

RESPONSABLE DE LOS SERVICIOS DE ATENCIÓN AL CLIENTE

Después de vivir dos años en Fráncfort y tratar de aprender alemán, pude y todavía puedo apreciar y comprender los desafíos a los que se enfrentan los alumnos. Esto y la experiencia de Rob en la enseñanza componen los valores de la compañía: la enseñanza para obtener una comunicación «real» y afrontar directamente las realidades de la enseñanza lingüística en un entorno de trabajo ajetreado. Nuestro objetivo era contar con un equipo flexible y comprensivo que fuese la esencia de Dialogue. Pero esto solo es la mitad de la historia… En los últimos 20 años, hemos pasado de ser un equipo de dos utilizando hojas de cálculo a una empresa internacional, pero siempre nos aseguramos de no dejar de lado el toque humano. Me siento muy orgullosa de en lo que se ha convertido Dialogue: ¡ahora a por otros 20 años!


Cathy Branson

RESPONSABLE DE TRADUCCIÓN

Según mi opinión, lo esencial para que una empresa alcance el éxito es el equipo que hay detrás de ella. Eso es lo que me atrajo de Dialogue. La pasión, la experiencia y el sentido del humor de Rob y Nicola fue lo que me hizo comprender hace más de 10 años que esta era una empresa de la que quería formar parte. Después de haber gestionado mi propia agencia de traducción, empecé a desarrollar el joven departamento de traducción de Dialogue para convertirlo en uno que trabaja con compañías internacionales de prestigio. Es necesario escuchar, prestar atención a los detalles y ofrecer la solución adecuada a los clientes para poder entregarles una buena traducción. Esto es lo que nos diferencia de las demás agencias. ¡Todavía me llena de orgullo cuando los clientes se quedan satisfechos y recomiendan nuestro trabajo a sus conocidos! Nada de esto sería posible si no contásemos con nuestro equipo dedicado de coordinadores de proyectos y traductores: ¡gracias a todos!